Redacción Cáritas de Monterrey
Redacción Cáritas de Monterrey
Ver artículos

¿Cuántas veces a la semana sucede en tu hogar que, al abrir el refrigerador, hay que tirar algo que ya nadie se va a comer? ¿Lo harías con la misma frecuencia si supieras que alguien no tan lejos de tu hogar está sufriendo hambre? El desperdicio de alimentos es una triste ironía que se vive en el planeta cada segundo.

El desperdicio de comida: un problema que nos rebasa

Un porcentaje de la población mundial tira a la basura el alimento que podría saciar a miles de personas. Y quizá en nuestros hogares no somos conscientes de las bendiciones que tenemos.

Mientras llevas esa bolsa de desperdicio de alimentos a la basura, piensa en lo siguiente: de acuerdo con el Banco Mundial, México tira a la basura 20.4 millones de toneladas de alimentos cada año. Esto genera una pérdida de casi 500 mil millones de pesos y 36 millones de toneladas de dióxido de carbono como contaminación.

Pérdida de alimentos vs. desperdicio de alimentos

Para atacar el problema del desperdicio de alimentos, se han identificado dos amplios campos de trabajo.

El primero corresponde a la merma que sucede entre la producción en el campo y hasta antes de llegar al minorista. En este ámbito se conoce como “pérdida de alimento”. Si la merma está del lado del minorista o consumidor final, se le llama “desperdicio de alimentos“.

En ambos casos hay mucho por hacer. Gobierno, empresas y comunidades debemos trabajar en equipo para optimizar procesos y recursos, sin embargo, es en nuestros hogares donde debe comenzar la acción.

Nuestro poder como consumidores marca la pauta para las empresas. Es posible evitar el desperdicio de alimentos si creamos conciencia en nuestras familias.

Reducir el desperdicio de alimentos, cuestión de consciencia

Tú puedes hacer el cambio en tu hogar. Organízate con tu familia y di no al desperdicio de alimentos.

¿Sabes lo que comes?

Interésate por saber cómo llegan los alimentos a tu tienda de costumbre.

Apoya a productores locales

Si quieres algo fresco y nutritivo, sin tanta envoltura ni transporte, opta por consumir local.

Haz una lista de compras 

Planea tus menús con alimentos que disfruten todos, y en las medidas apropiadas para no más de una semana.

Cambia por una dieta más saludable

A todos nos hace bien una dieta sana, lejos de alimentos procesados, cerca de lo fresco. Evita la carne y los productos procesados, elige frutas y verduras para tus botanas y pan casero.

Mide las porciones

Permite que cada persona se sirva lo que quiera comer. Regularmente quien sirve lo hace de modo generoso, creando desperdicio de alimentos.

Evita descartar alimentos por cómo se ven

No desprecies las verduras o frutas ‘feas’. A veces están en oferta y puedes aprovecharlas para una sopa, una crema, un batido o un postre.

Viva el recalentado

Aprovecha lo antes posible aquello que quedó de la comida anterior y con eso, además de no desperdiciar alimentos también evitas gastos innecesarios.

Dona, dona y dona

Cáritas de Monterrey trabaja intensamente a través del Banco de Alimentos por erradicar el hambre en nuestra entidad. A través de alianzas, trabajo en equipo y la experiencia de nuestros nutriólogos, hemos logrado llevar alimento nutritivo y capacitar a muchas personas a lo largo de más de tres décadas.

El hambre es un problema que podemos resolver si todos participamos, súmate como voluntario o donante y apóyanos con un donativo aquí.

Cómo ayudar

Un donativo mensual es una forma constante de lograr que miles de personas reciban alimento, consulta médica, medicamentos, albergue, educación, y muchos otros beneficios a los que no podemos ser indiferentes.

1 Selecciona la cantidad que deseas donar

  • $100
  • $300
  • $500

2 Ingresa tus datos de contacto

3 Ingresa los datos de tu tarjeta de crédito o débito

  • logo visa
  • logo mastercard
  • logo american express

logos metodos de pago
icono pago seguro Pago Seguro

OTRAS FORMAS DE AYUDAR

Donación en especie

En Cáritas también recibimos tus donativos en especie que pueden ir desde alimentos, medicamentos, productos para el cuidado de la salud, por ejemplo: sillas de ruedas y muletas, así como también muebles, ropa y muchos artículos más en buen estado que pueden ser aprovechados para ayudar a nuestros hermanos más necesitados.

Quiero ayudar

Voluntariado

También puedes donar tu tiempo y conocimiento, ofreciendo tu servicio como voluntario en los programas y actividades que Cáritas de Monterrey realiza.

Quiero ser voluntario

Difusión de Cáritas en redes sociales

Una forma muy fácil de ayudar, es difundir la obra de Cáritas en redes sociales, síguenos y comparte nuestro contenido. Dejar la indiferencia es el primer paso para ayudar a los más necesitados. ¡Cáritas somos todos!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
鶴橋ブランドコピー スーパーコピー ブランドコピー コピーブランド ロレックス スーパーコピー ロレックス コピー モンクレール スーパーコピー モンクレール コピー モンクレール ダウン コピー シュプリーム スーパーコピー シュプリーム コピー ウブロ スーパーコピー ウブロ コピー ルイヴィトン スーパーコピー ルイヴィトン コピー ブランドiphoneケースコピー グッチ スーパーコピー